Para fines de este mes el Servicio Nacional de Aduanas (Senae) recibirá a una delegación del Fondo Monetario Internacional (FMI), que les brindará una asesoría, por un mes, para el diseño de un nuevo sistema de control, indicó el miércoles la directora nacional de Aduanas, María Alejandra Muñoz.

Lo hizo durante una conferencia en la que expuso el Plan Estratégico Aduanero de Ecuador 2018-2021, organizada por las cámaras de Comercio binacionales de Estados Unidos, Gran Bretaña, Canadá, España e Italia.

@amchamgye @neryjac_nery @Ariele En conversatorio sobre Planificación Aduanera junto a la directora General María Alejandra Muñoz @SENAE_Aduana junto a varias cámaras binacionales @ecuaitalia @CamaraCanadiens @CamcomebGye @CamaraChinaEc @alemana

Información y privacidad de Twitter Ads

 

“Vienen a orientar y revisar el diseño del control aduanero, cómo está configurado dentro de la Aduana y cómo vamos a optimizar, a quién y en qué fases estamos controlando”, explicó Muñoz, quien espera que esto genere una hoja de ruta sobre lo que se necesita hacer en el perfilador de riesgos.

Muñoz, quien ayer cumplió seis meses al frente del Senae, expuso varias falencias halladas en la institución durante ese tiempo, una de ellas justo el sistema de control, según ella, por su diseño sin base técnica y la desarticulación en los procesos; además de la limitación en análisis de datos en toma de decisiones y detección de perfiles de riesgo.

Habló del Ecuapass, el sistema aduanero del país que fue comprado a Corea del Sur en $ 30 millones, e indicó que para garantizar su funcionamiento y sostenibilidad hacen falta $ 12 millones más, debido a que tiene debilidades a nivel de software e infraestructura, aunque se maneja la posibilidad de diseñar un sistema propio.

Adelantó que recibirán un crédito del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), aunque recordó que el organismo ya había otorgado un crédito de $ 14 millones en el 2014 para fortalecer los puntos de control de la vigilancia aduanera; sin embargo, dijo que hasta el año pasado solo se ejecutó el 2%.

“Como ese crédito no se ejecutó lo que nos van a dar es un nuevo crédito de $ 6 millones para el control de zonas secundarias de contrabando abierto”, explicó Muñoz, quien adelantó que se utilizará para dotar a la Aduana de vehículos, uniformes y tecnología. (I)